ESTATUTOS

ESTATUTOS DE SOMOS ICODENSES

 

                  

    CAPÍTULO PRIMERO. DENOMINACIÓN, FINES, DOMICILIO.  

 

Artículo 1.- Denominación.

 

         Al amparo de los artículos 6º de la Constitución Española y 1º de la Ley Orgánica 6/2002, de 27 de junio, de Partidos Políticos, se constituye  la Asociación Política denominada  SOMOS ICODENSES, cuyas siglas son .

 

Artículo 2.- Definición de la Asociación.

 

         Somos Icodenses es un organización política de ámbito local, democrática y de marcado carácter  social, compuesta por ciudadanos y ciudadanas, de derecho, de hecho y de sentimiento,  de Icod de Los Vinos, que pretende el progreso y desarrollo sostenible de nuestra ciudad, y la mejora de las condiciones de vida de sus habitantes de forma equilibrada, socialmente justa y equitativa.

 

         Somos Icodenses no será nunca una fuerza excluyente, ni se arrogará nunca la defensa en exclusiva de Icod de Los Vinos; por el contrario, propiciará la colaboración y cooperación con otras fuerzas políticas del Municipio en ese objetivo. Nuestro nombre no tienen otro significado, más allá que el de  hacer énfasis en la necesidad de unificar esfuerzos en este propósito noble y común  de defensa y lucha por el progreso sostenido de nuestra ciudad para el presente y para el largo futuro. En Icod, Icodenses somos todos.

 

 

Artículo 3.- Símbolo.

 

            El símbolo de la Asociación es un anagrama que simula ser el Drago Milenario, árbol simbólico y representativo de Icod de Los Vinos y de Canarias,  en el que su tronco está conformado por  las letras de sus siglas SIcod, en color vino tinto de la bandera de la ciudad, que se inserta por su parte superior en un arco verde que pretende representar la copa del Drago. Al pie aparece el nombre del Partido. Se adjunta el anagrama.

 

                                                                 

  Artículo 4.- Ámbito Territorial.

 

         El ámbito de Somos Icodenses es el Municipio de Icod de Los Vinos, Tenerife, Canarias, sin prejuicio de las relaciones que puede mantener con otras fuerzas políticas de ámbito insular, provincial o autonómico.

 

En este sentido, Somos Icodenses declara su posición abierta a establecer relaciones ideológicas y alianzas estratégicas, que habrán de ser aprobadas por mayoría cualificada de los dos tercios de la Asamblea, con organizaciones de ámbito político insular, provincial o regional afines, con las que podrá federarse o coaligarse, en la idea de que esto le permitirá una mejor defensa de los intereses de Icod de Los Vinos, de Tenerife y de Canarias.

 

  

 

  Artículo 5.- Principios básicos.

 

         Somos Icodenses acata plenamente los principios y valores consagrados en la Constitución Española, y asume su defensa y su práctica. Articula su organización y su actividad en torno a los principios de funcionamiento democrático, pluralismo político, cohesión interna, cooperación,  transparencia y  el respeto a propios y ajenos.

 

Particular y expresamente, Somos Icodenses, declara su compromiso de una actuación política fundamentada en la honradez y la eficacia, que quiere convertir en sus señas de identidad más potentes, y asume el compromiso de una posición decidida en contra de la profesionalización de la actividad política, y a favor de la limitación temporal de la permanencia en los mismos cargos de gobierno, no más de dos mandatos continuados, ocho años.

 

 

Artículo 6.- Fines y objetivos

 

La aspiración máxima de Somos Icodenses es la defensa de los intereses de Icod y la sociedad icodense en su conjunto, ya sea desde el gobierno, al que aspira, o desde la oposición. Tal defensa quedará enmarcada en un ámbito de solidaridad y cooperación comarcal con los municipios de la Isla Baja y su entorno cercano, y en el entorno insular con el resto de la isla de Tenerife.

 

Somos Icodenses se compromete a recoger las aspiraciones políticas y sociales de la mayoría de los icodenses para tratar de encauzarlas y satisfacerlas desde la Administración Pública Municipal, y desde otras de ámbito superior en las que sus afiliados pueda participar, para el mayor beneficio de la ciudadanía en su conjunto.

 

Artículo 7.- Domicilio Social.

 

         El domicilio  social de Somos Icodenses es en la Avenida San Marcos Nº 1, Playa de San Marcos, 38403, Icod de Los Vinos, Tenerife, Canarias.

El domicilio social puede ser cambiado por acuerdo mayoritario de la Asamblea.

 

A efectos de notificación la dirección de remisión de cualquier documentación o comunicado será la de: Avenida San Marcos Nº 1, Playa de San Marcos, 38403, Icod de Los Vinos, Tenerife, Canarias.

 

La página web será: www.somosicodenses.org y la dirección de correo: info@somosicodenses.org  

 

    CAPÍTULO SEGUNDO. AFILIADOS, DERECHOS Y DEBERES.  

 

Artículo 8.- Afiliados/Afiliadas. Admisión

 

         Podrán ser afiliados de Somos Icodenses  las personas físicas, mayores de edad,  que no tengan limitada ni restringida su capacidad de obrar, así como los ciudadanos extranjeros  cuando la normativa vigente lo permita.

 

La cualidad de afiliado se adquiere mediante la petición expresa, y por escrito, a la Asamblea mediante la ficha de afiliación,  y en el momento en que se produzca la aceptación de la petición por la Asamblea.

 

         Una vez aceptada la petición por la Asamblea, el peticionario pasará a formar parte de Somos Icodenses de forma automática en la misma sesión de la Asamblea que apruebe su integración. Podrá inmediatamente participar en la misma sesión con todos sus derechos y obligaciones. Por ello, la presentación de solicitudes de admisión de nuevos afiliados se incluirá en el Orden del Día de las asambleas en primer lugar, después de la constitución de la mesa.

 

Existirá en el partido el Libro de Registro de Afiliados, en donde constarán los datos de altas y bajas definitivas.

 

 

Artículo 9.- Derechos de los afiliados

 

Los afiliados de Somos Icodenses, en plena igualdad, son depositarios de los derechos que se relacionan a continuación, que podrán ser desarrollados por reglamentos internos que se redacten posteriormente:

 

a )     Ser miembros de la Asamblea de Somos Icodenses.

b )     Participar en todas las actividades de la organización.

c )     Ejercer el derecho a voto en las asambleas.

d )     Ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración, o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas y sobre la situación económica de la Asociación.

e )     Formular en las asambleas cuantas propuestas e iniciativas considere para mejor conveniencia del Municipio.

f )     Realizar en las reuniones y sesiones de la Asamblea cuantas intervenciones les sean posibles, dentro del Orden del Día, con entera libertad para realizar análisis, formular proposiciones y planteamientos, y realizar las críticas que consideren oportunas.

g )     Los afiliados de Somos Icodenses deben sentirse especialmente libres a la hora de plantear en las asamblea y ante otros órganos de la Asociación cualquier crítica a la actividad y actuación de la dirección, los representantes públicos y la propia organización.

h )     Impugnar los acuerdos de los órganos de la Asociación que estimen contrarios a la Ley, a los estatutos o al interés de la ciudad.

i )      Ser elector y elegible en las elecciones de los componentes de los órganos de gobierno y control de la organización.

j )      Ser elector y elegible como candidato o candidata en la confección de las listas electorales de la Asociación.

k )     Derecho a la protección de sus atribuciones como afiliado por parte del Comité de Dirección y Control de la Asociación.

l )      Garantía de un proceso justo, imparcial y equitativo en caso de conflicto o apertura de expediente.

m )   Que todas las medidas sancionadoras que impliquen la privación de sus derechos, o remoción de los cargos que ocupen en la organización, sólo puedan imponerse mediante procedimientos contradictorios en los que se garantice a los afectados el derecho a ser informados de los hechos que den lugar a tales medidas, el derecho a ser oídos con carácter previo a la adopción de las mismas, el derecho a que el acuerdo que imponga una sanción sea motivado y el derecho a formular recurso interno.

 

Artículo 10.- Deberes de los afiliados

 

          Todos los afiliados de Somos Icodenses, en plena igualdad, son deudores de los deberes que se relacionan a continuación, que podrán ser desarrollados por reglamentos internos que se redacten posteriormente:

 

a )    Compartir los fines de la Asociación y colaborar para la consecución de los mismos.

b )     Defender a la organización, a su Declaración de Principios, Programa, Resoluciones y Estatutos.

c )     Cumplir las obligaciones que resulten de las disposiciones estatutarias y las leyes.

d )     Acatar y cumplir los acuerdos válidamente adoptados por los órganos directivos de la Asociación.

e )     Aportar sus conocimientos y colaboración al partido, con la realización de trabajos políticos, sociales, económicos y sobre la ciudad de Icod de Los Vinos en general, que pondrá a disposición de la Asociación.

f )     La asistencia a las Asambleas de la Asociación y a los actos de la vida orgánica y política convocados por la Organización.

g )     La aceptación de los cargos de representación que el partido le proponga,  excepto los que por circunstancias particulares justificadas no pueda aceptar.

h )    Ser interventor/a o Apoderado/a en los diferentes procesos electorales.

i )      Abonar las cuotas y otras aportaciones que, con arreglo a estos estatutos, pueda corresponder a cada uno.

 

 

Artículo 11.- Baja del Afiliado

 

Cualquier afiliado de la Asociación podrá cesar en la misma libremente mediante la oportuna comunicación por escrito.

 

Artículo 12.- Régimen disciplinario.

 

         El régimen disciplinario será de aplicación, en su caso, a todos los miembros de la Asociación y se ejercerá de acuerdo a los principios de tipicidad de las infracciones, audiencia de los interesados, presunción de inocencia y proporcionalidad en la sanción.

 

         El Comité de Dirección y Control será el competente en la apertura y resolución de expedientes disciplinarios, a iniciativa propia o a instancia razonada de otra parte.

 

         El Comité de Dirección y Control nombrará a un miembro de la Asociación como Afiliado Instructor que instruirá el expediente y propondrá un dictamen de resolución. El Afiliado Instructor llevará a cabo su instrucción con los trámites y garantías del procedimiento contradictorio recogido en el Artículo 9, punto m, de estos Estatutos.

 

No cabrá ninguna sanción provisional contra ningún afiliado por ningún órgano de la Organización que implique inhabilitación para desempeñar cargos orgánicos, o inhabilitación para desempeñar cargos públicos, antes de la resolución definitiva del expediente.

 

         El Responsable de Control y Garantías del Comité de Dirección y Control velará expresamente para que en la resolución del expediente se actué aplicando todas las previsiones y garantías establecidas en este Estatuto, y las que se establecerán en el Reglamento de Afiliados de próxima redacción.

 

         La Asamblea será la que en última instancia apruebe las sanciones que se pudieran imponer a los afiliados.

 

 Artículo 13.- Tipificación de la faltas.

 

Las infracciones se calificarán como faltas leves, graves y muy graves.

 

         13.1.- Faltas leves.

 

Los miembros de la Asociación cometen falta leve en los siguientes supuestos:

 

a)   El insulto personal a otro miembro de la asociación, que no podrá de ninguna manera ser justificado, por más que lo pretenda el que lo profiere o cometa.

b)    La pérdida de respeto a la organización y a los compañeros  en los actos de la organización, y en las relaciones cotidianas de sus miembros.

c)   Proferir palabras improcedentes y ofensivas en los actos de la Asociación y en sus instalaciones.

 

         13.2.- Faltas graves.

 

Los miembros de la Asociación cometen falta grave en los siguientes supuestos:

 

a)   Ser imputado mediante expediente judicial por actuaciones llevadas a cabo en el desempeño de cargo público en representación de Somos Icodenses.

b)   Ser objeto de expediente interno derivados de irregularidades en la administración de los fondos de la asociación.

c)   Impedir a otros miembros de la asociación, por acción u omisión, el ejercicio de sus derechos como su derecho a asistencia, manifestación y crítica en las asambleas de la asociación, así como su derecho al voto en las mismas.

d)   La crítica pública contra de las decisiones de los órganos de la asociación, así como la no defensa y/o el ataque a las mismas hecha en foros públicos.

e)   La obstrucción a la labor y decisiones de los órganos de la Asociación y la retención de documentación que impida la ejecución de los acuerdos de los órganos de la asociación.

f)    La ofensa personal grave a cualquier afiliado/a o miembro de los órganos de gobierno de la Asociación cuando se produzcan con publicidad, con intención de hacer daño y tengan trascendencia pública.

g)   Hacer públicos en medios de comunicación comentarios opuestos a la línea política de la Asociación.

 

         13.3.- Faltas muy graves.

 

Los miembros de la Asociación cometen falta muy grave en los siguientes supuestos:

 

a)   La falta de honradez en el desempeño de cualquier cargo público u orgánico, en representación de la Asociación.

b)   Ser procesado mediante expediente judicial por actuaciones llevadas a cabo en el desempeño de cargo público en representación de Somos Icodenses.

c)   Ser encontrado responsable, mediante expediente disciplinario,  de irregularidades en la administración de los fondos de la Asociación.

d)   La doble afiliación a otro partido o asociación que no haya sido aprobada expresamente y documentalmente por la Asamblea de Somos Icodenses.

e)   La incorporación en una lista electoral de otro partido o coalición que compita con Somos Icodenses.

f)    La incorporación en una lista electoral de otro partido o coalición, en cualquier ámbito electoral, aunque en dicho ámbito no compita Somos Icodenses, sin la autorización expresa de la Asamblea.

g)   La incorporación en cualquier grupo de gobierno, o de oposición, sin el acuerdo expreso de la Asamblea de Somos Icodenses en ese sentido.

h)   La suscripción de cualquier moción de censura sin autorización expresa de la Asamblea de la Asociación.

i)     La incorporación a cualquier cargo publico de la mano de otro partido u asociación política sin autorización expresa de la Asamblea de Somos Icodenses.

j)    El abandono de cualquier cargo público en representación de Somos Icodenses, sin la previa autorización de la Asamblea.

k)   No acatar de forma reiterada las decisiones de las instancias competentes de la Asociación, ajustadas a los presentes Estatutos y a los reglamentos de que se dote.

l)     Cualquier actuación que, contradiciendo los principios básicos de Asociación o suponiendo una mala conducta cívica o ética, sea considera muy grave por el Comité de Dirección y Control.

        

Artículo 14.- Prueba suficiente y prescripción de las faltas.

 

         14.1.- Prueba suficiente.

 

En todo caso, las faltas graves y muy graves no se podrán considerar suficientemente probadas, y consecuentemente no podrá imponerse ninguna sanción,  hasta que se culmine un expediente disciplinario con todas las garantías procesales establecidas en estos Estatutos y en los reglamentos correspondientes, que determine la culpabilidad del afiliado.

 

         14.2.- Plazos de prescripción.

 

Los plazos de prescripción de las faltas son los siguientes:

 

ü  Faltas leves: 3 meses.

ü  Faltas graves: 6 meses.

ü  Faltas muy graves: 12 meses.

 

Los plazos de prescripción empezaran a contar a partir de la comisión o denuncia de la infracción.

 

 

 Artículo 15.- Las sanciones.

 

Las sanciones tendrán que establecerse siempre en virtud de acuerdo motivado y fundado, previo expediente instruido con arreglo al procedimiento establecido en estos Estatutos y Reglamentos que se desarrollen al respecto. Deben ser proporcionadas a la infracción cometida.

 

15.1.-Entidad de las sanciones.

 

Las sanciones podrán tener la siguiente entidad:

 

a)  En los supuestos de faltas leves: apercibimiento y/o suspensión de militancia hasta tres meses.

 

b)  En los supuestos de faltas graves:

                          i.    Suspensión de militancia entre tres y dieciocho meses.

                         ii.    Inhabilitación para desempeñar cargos orgánicos entre tres y dieciocho meses.

                        iii.    Inhabilitación para desempeñar cargos públicos entre tres y dieciocho meses.

 

c)  En los supuestos de faltas muy graves:

                          i.    Suspensión de militancia entre uno y tres años.

                         ii.    Inhabilitación para desempeñar cargos orgánicos entre uno y tres años.

                        iii.    Inhabilitación para desempeñar cargos públicos dependientes de la asociación entre uno y tres años.

                       iv.    Expulsión de la asociación.

 

15.2.- Suspensión de militancia.

 

La suspensión de militancia o inhabilitación supone la suspensión por igual periodo de cualquier cargo orgánico que ostente el afiliado.

 

La expulsión de la Asociación supone, en todo caso, la pérdida de los cargos públicos dependientes de la Asociación que ostentase el sancionado.

 

 

Artículo 16.- El procedimiento sancionador.

 

El Comité de Dirección y Control será el órgano competente, de oficio o a petición razonada, para incoar un expediente sancionador, y nombrará a un miembro de la Asociación, con suficiente prestigio y disponibilidad como Afiliado Instructor, que llevará el expediente desde su inicio hasta la presentación de su dictamen.

 

El Afiliado Instructor elevará un dictamen, cuya petición de sanción, en su caso, podrá ser atenuada por el Comité de Dirección y Gobierno, pero nunca incrementada.

 

El Comité de Dirección y Control emitirá la resolución del expediente que deberá ser sometido a la aprobación de la Asamblea en la primera sesión que celebre, sea cual fuere el carácter de la misma, con la introducción del tema en el Orden del Día.

 

La Asamblea será pues finalmente  el órgano sancionador.

 

En la siguiente asamblea que celebre la Asociación, sea del carácter que sea, se introducirá en tratamiento del caso en el orden del día. 

 

 

Artículo 17.- Iniciación y proceso del expediente.

 

         17.1.- Inicio del expediente.

 

El inicio del expediente debe ser precedido de un acuerdo del Comité de Dirección Control que tendrá el siguiente contenido:

a)     Identificación del afiliado o afiliados a los que se le considera incursos en una presunta falta.

b)     Exposición de los hechos que pudieran ser constitutivos de tales faltas, con su clasificación provisional y la concreción de la norma presuntamente vulnerada.

c)      El Nombramiento del Afiliado Instructor, y de otro afiliado que ejercerá de Secretario, si en caso lo requiere.

 

En un plazo de 7 días se notificará al presunto responsable el acuerdo de iniciación del expediente, mediante comunicación cuya recepción se verificará, y en su caso también al denunciante.

 

         17.2.- Notificación del Instructor y período de prueba.

 

a)  El Instructor comunicará al expedientado que ha sido nombrado como tal y le informará de las razones del expediente. En la notificación le comunicará  su derecho a aportar los medios de prueba que considere para su defensa. Le indicará que todos los medios de prueba deben estar en conocimiento de Instructor, mediante comunicación escrita, en un plazo de 10 días a partir de la entrega de la de la notificación de apertura del expediente.

b)  A partir de las pruebas presentadas por el expedientado y las actuaciones practicadas por el Instructor, este propondrá al Comité de Dirección y Control el sobreseimiento del expediente o formulará un pliego de cargos.

 

 

         17.3.- Pliego de cargos.

 

a)  El Pliego de cargos será comunicado al interesado o interesados, y se les dará un plazo de 10 días a partir de su recepción  para que formulen las alegaciones que consideren pertinentes en defensa de sus derechos.

 

b)  Transcurrido ese plazo, el Instructor emitirá dictamen y lo elevará como propuesta de resolución al Comité de Dirección y Control, junto a todos los documentos, diligencias y pruebas que haya reunido en el proceso y que estén incluidas en el expediente.

 

 

Artículo 18.- Resolución y recursos.

 

18.1.- Resolución.

 

Una vez recibido el dictamen del Afiliado Instructor, el Comité de Dirección y Control podrá aceptar el dictamen en sus términos, modificarlo para reducir las sanciones propuestas, nunca para aumentarlas, o acordar la apertura de un período adicional de prueba de 30 días como máximo para practicar las pruebas que estime convenientes.

 

 Concluido este período de pruebas, el Comité de Dirección y Control resolverá en un plazo que no exceda a 10 días, comunicando el fallo al Afiliado Instructor, al afiliado afectado, y al  denunciante.

 

         18.2.- Recursos.

 

Las resoluciones sancionadoras del Comité de Dirección se  podrán recurrir ante el propio Comité de Dirección y Control en un plazo de 15 días hábiles, y ante la Asamblea de la Asociación en la siguiente asamblea que se celebre, que será la que confirme, o no, la resolución y le dé carácter de definitiva.

 

El recurso, que puede tener el mismo contenido, será resuelto en primer lugar por el Comité de Dirección y Control, y si es atendido decaerá la sanción. En caso de que no sea atendido pasará a ser tratado en la siguiente reunión de la Asamblea.

 

 

Artículo 19.- Firmezas de las Resoluciones.

 

Las resoluciones sancionadoras no serán firmes hasta que sean aprobadas  por la Asamblea de la Asociación.

 

A tales efectos, en la primera reunión de la Asamblea que se produzca una vez se tenga la resolución del Comité de Dirección y Control,  se incluirá en un punto del Orden del Día la aprobación, o no, de la resolución de el Comité de Dirección y Control.

 

La Asamblea podrá cambiar el sentido y el contenido de la resolución. En cualquier caso, hágalo o no,  su dictamen tendrá el carácter de resolución definitiva. 

 

Entre la resolución del Comité de Dirección y Control y la celebración de la siguiente asamblea, si el periodo de tiempo es largo, y la resolución del expediente impone sanciones de suspensión de militancia, se podrá proceder a la suspensión provisional de la misma, pero nunca la inhabilitación o expulsión.

 

En este caso el afiliado suspendido provisoriamente de militancia podrá estar presente en la siguiente asamblea para defender los recursos que haya presentado ante ella.

 

         En atención al Artículo 6 de la Constitución Española, y los Artículo 6 y 7 de la Ley Orgánica 6/2002, de 27 de junio, de Partidos Políticos, que establecen que la organización, funcionamiento y actividad de los partidos políticos deben ajustarse a la Constitución, a la Ley, y a los principios democráticos, todo afiliado de Somos Icodenses está legitimado, y estos Estatutos se lo reconocen, para acudir a la  justicia ordinaria como recurso ante resoluciones sancionadoras impuestas por la Asamblea de Somos Icodenses.

 

    CAPÍTULO TERCERO. ÓRGANOS DE REPRESENTACIÓN, GOBIERNO

                                       Y ADMINISTRACIÓN.  

 

 

Artículo 20.- Órganos de la Asociación

 

Somos Icodenses se dota de los siguientes órganos colectivos, colegiados y unipersonales de gobierno cuya estructura y funcionamiento se basa en los principios democráticos consagrados en el ordenamiento político-jurídico español:

 

ü  La Asamblea, de carácter colectivo

ü  El Comité de Dirección y Control, de carácter colegiado.

ü  La Comisión Ejecutiva, de carácter colegiado.

ü  El Representante General, con carácter unipersonal.

ü  El Secretario Ejecutivo, con carácter unipersonal.

 

La Asamblea es el órgano soberano de la Asociación y está constituida por todos sus afiliados.

 

El Comité de Dirección y Control, se encargará de la dirección de las políticas que marque la Asamblea, y del control de los otros órganos de gobierno de la organización, así como de los representantes públicos de la Asociación, al tiempo que el propio Comité se somete al control de la Asamblea.

 

La Comisión Ejecutiva, se ocupa de la ejecución diaria de las políticas marcadas por la Asamblea, bajo de dirección del Comité de Dirección y Control.

 

 

Artículo 21.-   La Asamblea.

 

         Sus principales atribuciones y funciones son las siguientes:

        

1.    Definir la línea de actuación política de la Asociación, basada en los principios ya establecidos.

2.    Formular la estrategia de la Asociación.

3.    Elegir  a los demás órganos de la Asociación, según el procedimiento que se establece en el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos Directivos.

4.    Examinar, debatir y votar la gestión de los demás órganos de la Asociación, incluyendo el Comité de Dirección y Control.

5.    Examinar, debatir y votar la gestión de los representantes institucionales, y de otro tipo de la Asociación.

6.    Aprobar la composición de las listas electorales de la Asociación en la forma y orden que se establezca en el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos Directivos.

7.    Aprobar, siguiendo el proceso del Reglamento de Elección de Representantes y Órganos Directivos, a los miembros de la Asociación que se integren en listas electorales de una coalición en la que participe Somos Icodenses.

8.    Aprobar las posibles alianzas o coaliciones electorales de la Asociación.

9.    Aprobar los Estatutos y Reglamentos de la Asociación.

10. Aprobar las modificaciones de los Estatutos y Reglamentos de la Asociación.

 

Existen tres modalidades de reunión de la Asamblea:

 

·        Asamblea Ordinaria

·        Asamblea Extraordinaria.

·        Asamblea Congresual.

 

21.1.- Asamblea Ordinaria.

 

Las Asambleas ordinarias se convocarán por el Comité de Dirección y Control de la Asociación en el mes de Diciembre de cada año, 10 días antes de su celebración. La convocatoria se hará por escrito enviada por correo postal, o por correo electrónico, activándose las opciones de confirmación de recepción y conformación de lectura que garanticen la recepción de la convocatoria por el afiliado, y se reiterará por medio de mensajes de móviles.

 

Las Asambleas ordinarias tendrán como objeto y funciones lo siguiente:

 

1.    Análisis general de la política municipal y la actuación de la Asociación en el año corriente.

2.    Análisis de la gestión de los órganos de gobierno de la Asociación, durante el año corriente, incluido el Comité de Dirección y Control.

3.    Análisis de la gestión de los representantes institucionales de la Asociación en el año corriente.

4.    Definir la línea de actuación política de la Asociación y formular la estrategia para el año siguiente.

5.    Análisis, debate y votación, si procede, de cualquier otro punto que se incluya en el Orden del Día.

 

 

21.2.- Asamblea Extraordinaria.

 

Las Asambleas extraordinarias se celebraran siempre que resulte necesario para tratar cualquier tema de importancia e interés suficientes que justifique la convocatoria de la Asamblea.

 

Las Asambleas  extraordinarias se convocarán siguiendo el mismo procedimiento que las ordinarias.

 

Entre todo caso, se convocaran Asambleas Extraordinarias cuando se tenga que tratar alguna de los siguientes cuestiones:

 

1.    Propuesta y aprobación de listas electorales, según el procedimiento que establezca el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Dirección.

2.    Aprobar las posibles alianzas o coaliciones electorales de la Asociación.

3.    Integración de miembros de la Asociación en listas electorales de una coalición se Somos Icodenses para elecciones de ámbito superior al municipal.

4.    Análisis de resultados electorales.

5.    Conformación de pactos institucionales.

6.    Modificaciones puntuales de los Estatutos y Reglamentos de la Asociación.

 

Las Asambleas extraordinarias serán convocadas por el Comité de Dirección motu propio o a petición de la Comisión Ejecutiva, o del 20% de la Asamblea.

 

    

21.3.- Asamblea Congresual.

 

La Asamblea Congresual se celebrara como norma en el plazo máximo de dos meses después de celebradas las elecciones municipales,  o en un plazo menor o mayor si resulta conveniente, previa convocatoria del Comité de Dirección y Control. Se convocarán siguiendo el mismo procedimiento que las ordinarias.

 

En las Asambleas Congresuales se  llevarán a cabo las siguientes tareas:

1.    Examinar, debatir y votar la gestión de los órganos de gobierno de la Asociación, incluyendo el Comité de Dirección y de Control.

2.    Renovar los órganos de Dirección de la Asociación: Comité de Dirección y Control, Comisión Ejecutiva, Representante General y Secretario Ejecutivo, según el procedimiento que se establezca en el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos Directivos.

3.    Aprobar la política de la Asociación para el periodo electoral de los siguientes cuatro años.

4.    Analizar, debatir y votar las modificaciones de los Estatutos de la Asociación, si procediera.

5.    Analizar, debatir y votar las modificaciones los Reglamentos Internos de la Asociación, si procediera.

6.    A los efectos de los puntos 3, 4 y 5,  el Comité de Dirección y Control saliente preparará una Ponencia Base, con suficiente antelación, que será circulada entre los afiliados con la antelación de 30 días antes de la celebración de la Asamblea.

7.    Se creará una Comisión de Redacción de la Ponencia Base.

8.    En la Asamblea Congresual se procederá al análisis, discusión y votación de la Ponencia Base y las enmiendas presentadas.

9.    El documento resultante marcará la línea política de la Asociación en los cuatro años siguientes.

10. No obstante, esta línea política se revisará dos años después, en la Asamblea Ordinaria intermedia del mandato.

 

21.4.- Régimen de funcionamiento de las Asambleas.

 

Las Asambleas se considerarán debidamente constituidas a la hora señalada en la convocatoria si está presente la tercera parte de los militantes con derecho a voto, o media hora más tarde con el numero de militantes que estén presentes.

 

Las Asambleas serán presididas por una Mesa, que dirigirá los debates, y que estará compuesta por un Presidente/a, un Secretario/a de Actas y un Secretario/a de Notas, que serán elegidos en cada Asamblea de forma conjunta, mediante el sistema de votación ordinaria.

 

No podrán ser miembros de la Mesa los miembros del Comité de Dirección y Control ni los miembros de la Comisión Ejecutiva.

 

El Presidente/a es la máxima autoridad de la Asamblea, preside la Asamblea, hará respetar los Estatutos y otras normas del partido, defenderá el derecho de los militantes a expresar y defender libremente sus posiciones, y velará por el mantenimiento del orden de la Asamblea.

 

El Secretario/a de Notas anotará y controlará las peticiones de palabra, y el orden de petición de las mismas,  para que el Presidente/a conceda el uso de la palabra a los peticionarios. Ayudará al Presidente/a en el recuento de las votaciones que se produzcan en la Asamblea.

 

El Secretario/a de Actas levantará acta de todo lo tratado en la Asamblea, y recogerá especialmente los acuerdos adoptados. El acta se firma conjuntamente por todos los miembros de la Mesa  y  deberá ser entregada al Comité de Dirección y Control en un plazo de 5 días después de celebrada la Asamblea.

 

El primer punto del Orden del Día de las Asambleas será la aprobación del acta de la  Asamblea anterior.

 

Corresponde al Comité de Dirección y Control la custodia de las Actas y la exhibición de copias de la mismas en la sede del Partido para consulta de los militantes.

21.5.- Inclusión de asuntos en el orden del día.

 

         Los militantes, de manera individual o colectiva,  pueden realizar propuestas razonadas para su inclusión en el Orden del Día de las Asambleas. Estas propuestas deberán estar en

 

conocimiento del Comité de Dirección y Control al menos cinco días antes de la fecha prevista para la reunión de la Asamblea.

 

            Se pueden incluir puntos en el Orden del Día con carácter urgente, fuera del plazo de los cinco días, incluso en la misma Asamblea, cuando la petición sea realizada por el 10% de los miembros de la misma.

 

21.6.- Deliberaciones.

 

         El Orden del Día de la Asamblea propuesto por el Comité de Dirección y Control será sometido a debate y aprobación de la misma, pudiéndose modificar si la mayoría de las presentes lo acuerdan.

 

         Una vez aprobado el Orden del Día se procede al tratamiento y deliberación de sus  puntos.

 

         Los miembros del Comité de Dirección y Control, o los miembros de la Ejecutiva, pueden realizar la explicación inicial del contenido de los puntos del Orden del Día, a medida que vayan sucediéndose.

 

         A continuación se abrirá un turno de palabra. Los militantes que deseen intervenir solicitarán la palabra al Secretario de Notas, que los anotará en estricto orden de petición.

 

         El Presidente/a concederá el uso de la palabra a los militantes por el orden de solicitud. No se podrá hacer uso de la palabra sin autorización expresa del Presidente/a de  la Mesa.

 

         Los debates de los puntos del Orden del Día se desarrollarán con un turno a favor y otro en contra. El orden de las intervenciones será el mismo del de la solicitud de la palabra por los militantes.

 

         Ningún militante podrá ser interrumpido cuando esté en el uso de la palabra. Sólo lo podrá hacer el Presidente/a, para advertirle que se ha agotado el tiempo,  o cuando, en su opinión,  fuera necesario llamarle al orden. En caso extremo el Presidente/a podrá retirar la palabra al interviniente.

 

         Cualquier militante podrá pedir durante la discusión  de un punto del Orden del Día, o antes de votar, la lectura de las normas o documentos que crea necesarios para clarificar la cuestión.

 

            A lo largo del debate de un punto del Orden del Día, todo militante que fuera contradicho en sus argumentaciones, tendrá derecho a replica por una sola vez,  con el tiempo que al respecto fije el Presidente/a.

 

         El Presidente/a de la Mesa garantizará el contraste de pareceres de los militantes sobre cualquier punto del Orden del Día durante los debates, en condiciones de plena libertad e igualdad de oportunidades de defensa de sus posiciones para cualquier militante.

 

         Los miembros del Comité de Dirección y Control y de la Comisión Ejecutiva podrán hacer uso de la palabra siempre que lo soliciten, previa concesión de la misma por el Presidente/a de la Asamblea.

 

         Los miembros de la Mesa de la Asamblea podrán hacer uso de la palabra en los debates, para lo cual tendrán que abandonará su lugar en la Mesa.

         La Presidencia podrá cerrar un debate, de acuerdo con la Mesa, cuando estime que un asunto está suficientemente debatido.

 

21.7.- Adopción de acuerdos.

 

Una vez cerrado el debate de un punto del Orden del Día por el Presidente/a, se someterán las conclusiones del mismo, que deberán ser resumidas por el Presidente/a y escritas por el Secretario/a de Actas, a la aprobación de la Asamblea.

Si existen dos posiciones contrapuestas sobre el mismo punto se someterán ambas a votación, de manera sucesiva.

 

La votación de las conclusiones se podrán realizar por algunos de los siguientes procedimientos: por asentimiento, de forma ordinaria, de forma nominal y de forma secreta.

 

         Se aprobará un punto por asentimiento cuando las propuestas enunciadas por el Presidente/a no tengan ninguna oposición por parte de ningún militante. Caso contrario se someten a votación ordinaria.

 

         Las votaciones ordinarias son las que se realizan mediante la manifestación de la posición de los militantes a mano alzada, o mediante cartulinas de "sí", "no" o "abstención”.

 

            La votación nominal se realizará mediante llamamiento por orden alfabético de apellidos, y la persona nombrada responderá en voz alta "sí", "no" o "abstención”. Se procederá a la votación nominal cuando lo decida la Mesa, o lo solicite el 10% de los militantes presentes, en asuntos que aconsejen un más estricto control de la votación.

 

         Las votaciones secretas son las que se realizan mediante el voto individual y secreto depositado en urna.  Este tipo de votación se utilizará en aquellos asuntos en los que las normas del Partido así lo establezcan, o cuando la Asamblea lo acuerde por mayoría, a petición de algún militante.

 

Una vez acabado el debate e iniciadas las votaciones, estas no podrán ser interrumpidas. No se podrá hacer uso de la palabra durante las mismas, y el recinto de la sede deberá permanecer temporalmente cerrado para evitar la entrada de militantes en el mismo durante los procesos de votación   

Los acuerdos de la Asamblea se adoptaran con el voto afirmativo de la mayoría simple de los miembros de la Asamblea presentes en el momento de las votaciones.

 

         El Presidente/a es el  responsable del control del escrutinio de las votaciones, tarea en la que puede ser auxiliado por los otros miembros de la Mesa. En el caso de votación secreta, será el que abra la urna una vez terminada la votación.

 

 

 

Artículo 22.-   El Comité de Dirección y Control

 

         El Comité de Dirección y Control, en nombre de la Asamblea y siguiendo las directrices emanadas de la Asamblea, ejerce la dirección política y administrativa máxima de la Asociación. Tendrá una vigencia de cuatro años.

 

 

         También le corresponde a el Comité de Dirección y Control los siguientes cometidos:

 

1.- Velar por el comportamiento ético y el trabajo eficaz de los representantes de la Asociación en las instituciones públicas.

2.- El control del trabajo de los otros órganos de dirección de la Asociación.

3.- Propuestas para la confección de listas electorales.

4.- Propuestas para el nombramiento de órganos de dirección en los términos recogidos en el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Dirección.

5.- La protección de los afiliados.

6.- La garantía de los derechos de los afiliados, según vienen establecidas en el capítulo anterior.

 

 

El Comité de Dirección y Control está constituido por cinco miembros, elegidos por la Asamblea Congresual, en sufragio libre y secreto,  en la forma y procedimiento establecido por el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Dirección.

 

Los cargos del Comité de Dirección y Control son los siguientes:

 

ý  Representante General.

ý  Responsable de Organización y Gestión Económica.

ý  Responsable de Acción Política.

ý  Responsable de Control y Garantías.

ý  Responsable de Afiliación.

 

Concretamente las competencias de El Comité de Dirección y Control son:

 

1.      Velar por  el cumplimiento de los principios de la Asociación por parte de sus afiliados y especialmente por sus representantes públicos.

2.      Seguimiento de la actuación y el trabajo de los representantes de la Asociación en las instituciones públicas.

3.      Seguimiento de la actuación de cualquier otro miembro de la Asociación que ejerza funciones como consecuencia de su militancia en ella.

4.      Formular, por escrito, la propuesta política de la Asociación para periodos de cuatro años, para su análisis, debate, enmienda y votación.

5.      Hacer propuestas a los representantes de la Asociación en el Ayuntamiento y en otras instituciones para que las presenten y defiendan en ellos.

6.      Controlar la ejecución de la política marcada por el partido, que ha de llevar a cabo la Comisión Ejecutiva y los representantes de la Asociación.

7.      Proponer a la Asamblea los miembros de las listas electorales de la Asociación, incluido el Cabeza de Lista, a las elecciones municipales, en los términos que establezca el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Dirección. Este derecho es compartido con la Afiliación que puede presentar otros candidatos.

8.      Proponer a la Asamblea los miembros de la Asociación que hayan de integrarse en listas de electorales de ámbito superior a las que acuda el Partido coaligado con otros en los términos que establezca el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Dirección. Este derecho es compartido con la Afiliación que pueden presentar otros candidatos.

9.      Proponer y nombrar el Afiliado Instructor para resolver casos disciplinarios.

10.   La resolución de los conflictos mediante la apertura de expedientes para cada caso.

11.   Proponer el presupuesto anual de la Asociación a la Asamblea.

12.   La gestión económica de la Asociación.

13.   Las relaciones con otros grupos políticos.

14.   La elección del Comité de Dirección y Control se hará en la Asamblea Congresual según se establezca en el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Dirección.

 

 

22.1.- Reuniones del Comité de Dirección y Control. Convocatoria.

 

El Comité de Dirección y Control se reúne de manera ordinaria una vez al mes, y de manera extraordinaria cuando sea convocada al efecto.

 

Las reuniones del Comité de Dirección y Control serán convocadas por  el Representante General, motu propio o a petición de dos miembros del Comité.

 

La convocatoria se hará por escrito enviada por correo postal, o por correo electrónico, activándose las opciones de confirmación de recepción y conformación de lectura que garanticen la recepción de la convocatoria por los miembros del Comité, y se reiterará por medio de mensajes de móviles.

 

22.2.- Adopción de acuerdos.

 

Los acuerdos del Comité de Dirección y Control se aprobarán con el voto afirmativo de al menos tres de sus miembros.”

 

 

 

            Artículo 23.-   La Comisión Ejecutiva

                                                      

         A la Comisión Ejecutiva le corresponde la aplicación de la política de la Asociación, formulada por el Comité  de Dirección y Control, y aprobada por la Asamblea.

 

         Está constituida por cinco miembros que serán elegidos por la Asamblea Congresual, en la forma y procedimiento que establezca el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Dirección. Tendrá una vigencia de cuatro años.

 

         Los cargos de la Comisión Ejecutiva son los siguientes:

 

ý  Secretario Ejecutivo,

ý  Secretario de Acción Electoral y Prensa.

ý  Secretario de Asuntos Municipales.

ý  Secretario de Asuntos Sociales.

ý  Secretario de Medioambiente y Desarrollo Rural.

 

Las competencias de la Comisión Ejecutiva serán las siguientes:

 

1.-    Conocer en profundidad el estado del municipio y las actuaciones políticas que sobre el mismo realiza el gobierno municipal.

2.-    Analizar la problemática municipal.

3.-    Realizar propuesta sobre el municipio y su problemática a la Asamblea y al Comité de Dirección y Control.

4.-    Realizar análisis y propuestas en relación con sus competencias, fundamentalmente las de acción municipal practica.

5.-    Hacer cuantas propuestas consideren convenientes al Comité de Dirección en relación con sus competencias.

6.-    Tratar todas las cuestiones que surjan en la vida política municipal.

7.-    La Coordinación de los proyectos  relacionados con aspectos prácticos de la política y gestión municipales.

 

Se realizarán sesiones conjuntas del Comité de Dirección y la Comisión Ejecutiva para los temas importantes en la vida de la Asociación y el Municipio, que se propondrán por el Representante General  en cada momento  que se considere necesario.

 

 

23.1.- Reuniones de la Comisión Ejecutiva. Convocatoria.

 

La Comisión Ejecutiva se reúne de manera ordinaria una vez al mes, y de manera extraordinaria cuando sea convocada al efecto.

 

Las reuniones de la Comisión Ejecutiva serán convocadas por  el Secretario Ejecutivo motu propio. o a petición de dos miembros de la Comisión o del Representante General.

 

La convocatoria se hará por escrito enviada por correo postal, o por correo electrónico, activándose las opciones de confirmación de recepción y conformación de lectura que garanticen la recepción de la convocatoria por los miembros de la Comisión Ejecutiva, y se reiterará por medio de mensajes de móviles.

 

 

23.2.- Adopción de acuerdos.

 

Los acuerdos de la Comisión Ejecutiva se aprobarán con el voto afirmativo de al menos tres de sus miembros.

 

 

Artículo 24.-   El Representante General

        

Ostentará la representación legal de la Asociación.

 

Será el órgano unipersonal que dirija la política de la Asociación en representación de la Asamblea, y el Comité de Dirección y Control.

 

Será elegido por sufragio directo y secreto en la Asamblea Congresual según lo establecido en el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Gobierno. La duración de su mandato será de cuatro años, hasta la siguiente Asamblea Congresual.

 

Se someterá a los dictámenes, criterios y resoluciones adoptados democráticamente por la Asamblea y el Comité de Dirección y Control.

 

Será el presidente de las reuniones conjuntas del Comité de Dirección y la Comisión Ejecutiva.

 

Tendrá voto de calidad en las reuniones del Comité de Dirección y Control y en las reuniones conjuntas del Comité de Dirección y la Comisión Ejecutiva.

 

 

 

Artículo 25.- El Secretario Ejecutivo

 

Será el segundo cargo de representación de la Asociación.

 

Será el órgano unipersonal que dirija la ejecución de la política de la Asociación en representación de la Asamblea, y del Comité de Dirección y Control.

 

Será elegido en lista completa de la Ejecutiva por sufragio directo y secreto en la Asamblea Congresual según lo que establezca el Reglamento de Elección de Representantes y Órganos de Gobierno.

 

La duración de su mandato será de cuatro años, hasta la siguiente Asamblea Congresual.

 

Se someterá a las directrices del Representante General y a los criterios, dictámenes y resoluciones adoptados democráticamente por el Comité de Dirección y Control y la Asamblea.

 

Será quien dirija las reuniones de la Comisión Ejecutiva.Sustituirá al Representante General en caso de ausencia de este en las reuniones conjuntas del Comité de Dirección y la Comisión Ejecutiva.

 

Artículo 26.- Jóvenes Icodenses .

 

Se creará la sección juvenil de la Asociación, denominada Jóvenes Icodenses, cuando existan como mínimo 10 jóvenes dispuestos a ello. Su función será  para  promocionar la participación de los jóvenes en la vida interna de la Asociación y en la actividad política del municipio.

 

Elaborará sus propios estatutos y reglamentos, así como la elección de sus órganos, si bien aquéllos serán refrendados por los órganos de dirección de la Asociación.

 

Los principio básicos de democracia honradez y eficacia  que animan a Somos Icodenses deberán ser igualmente adoptados por los Jóvenes Icodenses.

 

Podrá afiliarse cualquier joven mayor de 14 años y menor de 20. Los afiliados a Jóvenes Icodenses cuando alcancen la mayoría de edad compartirán su militancia hasta los 20 años con la de la Asociación Somos Icodenses,  con plenos derechos y deberes, sin abonar cuota adicional a la que se fijen para su propio organización juvenil.

 

 

Artículo 27.-  Simpatizantes.

 

         Se podrá crear un censo de Simpatizantes entre las persones que muestren afinidad a Somos Icodenses y que, voluntariamente y expresamente, acepten ser registrados en el.

 

         En cualquier caso se intentará que todo simpatizante se integre como afiliado en Somos Icodenses.

 

        

 

    CAPÍTULO CUARTO. RÉGIMEN ECONÓMICO Y PATRIMONIAL.  

 

 

Artículo 28.-  Recursos económicos.

 

Los recursos de Somos Icodenses  procederán de las siguientes fuentes:

 

a)    Cuotas de los afiliados.

b)    Donaciones

 

 

Artículo 29.- Cuotas de los afiliados

 

         Se fija una cuota mensual de 1 Euro por afiliado, que preferentemente se abonará por adelantado, toda la cuota anual, en el mes de Enero.

 

         La cuota se revisará cada año en el Asamblea Ordinaria.

 

        

Artículo 30.- Donaciones

 

Somos Icodenses podrá recibir donaciones en dinero o especies de privados en los términos recogidos por la Ley 8/2007.

 

 

Artículo 31.-Patrimonio.

 

En el momento de su constitución Somos Icodenses carece de patrimonio propio.

 

 

Artículo 32.- Procedimiento de rendición de cuentas. Administración, fiscalización y control.

 

La administración económica y patrimonial  de Somos Icodenses será llevada a cabo por el Responsable de Organización y Gestión Económica, que  justificará todas las operaciones que se realicen con los correspondientes documentos contables.

El Responsable de Organización y Gestión elaborará un presupuesto anual, que someterá al visto bueno del Comité de Dirección y Control, y a la aprobación de la Asamblea Ordinaria del Mes de Diciembre, para el año siguiente, con la obligación de remisión anual de las mismas al Tribunal de Cuentas dentro del plazo establecido

El Responsable de Organización y Gestión Económica rendirá cuentas presentado a la Asamblea Ordinaria del mes de Diciembre  un avance de las cuentas del ejercicio anual del año en curso, que se someterá a la aprobación de la misma.

El Responsable de Organización y Gestión Económica cerrará el ejercicio al final del año, que se considerará aprobado por la Asamblea, si se ha procedido en los términos indicados anteriormente.

El Comité de Dirección y Control comprobará las cuentas de cierre de ejercicio y verificará que no difiere en gran medida de lo aprobado por la Asamblea.”

 

Artículo 33.- Régimen documental. Obligaciones contables.

 

El partido llevará, además del Libro de Afiliados, los Libros de Actas, de Contabilidad, de Tesorería, y de Inventarios y Balances, cuyo contenido se fijará reglamentariamente y que permitan en todo momento conocer su situación financiera.

 

La contabilidad se adecuará a los principios y normas de contabilidad generalmente aceptados.

 

 

    CAPÍTULO QUINTO. DISOLUCIÓN DE LA ASOCIACIÓN  

 

Artículo 34.- Suspensión o disolución de la Asociación.

 

Además de la suspensión o disolución judicial previstas legalmente, la disolución de Somos Icodenses por causa justificada, o su integración en otra entidad de similar naturaleza y objetivos, podrá ser acordada por la mayoría cualificada de los dos tercios de la Asamblea Congresual, en base a una convocatoria en la que figuren expresamente las propuestas de disolución o integración y las causas o fines que las justifiquen.

 

El patrimonio resultante en caso de disolución se destinará a lo que acuerde la Asamblea Congresual en su momento, y en todo caso a organizaciones no gubernamentales de probada eficacia y cuyo trabajo sea coherente con los principios de nuestra Asociación. 

 

 

    CAPÍTULO SEXTO. REFORMA DE LOS ESTATUTOS  

 

Artículo 35.- Modificación y reforma de los Estatutos

 

La modificación de los presentes Estatutos será de competencia de la Asamblea  en convocatoria Congresual  adoptándose el acuerdo por mayoría de la Asamblea.

 

 

    DISPOSICIONES TRANSITORIAS  

 

Primera.

 

Hasta que se convoque la asamblea constituyente de la Asociación, que deberá celebrarse en el plazo máximo de seis meses desde la fecha de su inscripción en el registro previsto en el artículo 4º.2 de la L.O. 6/2002, la representación y gestión de la Asociación corresponderá a la Comisión Promotora identificada en el acta fundacional.

 

Segunda.

 

La Asamblea constituyente tendrá carácter de Asamblea Congresual y elegirá al Comité  Dirección y Control, a la Comisión Ejecutiva, al Representante General y Secretario Ejecutivo que asumirán las funciones previstas en estos Estatutos.

 

 

 En la Asamblea Constituyente se podrán modificar los presentes Estatutos y aprobar reglamentos para la Asociación.

 

Igualmente la aprobación posterior de reglamentos ex-novo se podrá hacer en Asambleas Extraordinarias convocadas al efecto.

 

 

    DISPOSICIONES ADICIONALES  

 

 

Primera.

 

En lo no previsto en estos Estatutos serán de aplicación las disposiciones legales reguladoras de los partidos políticos, así como la Jurisprudencia sobre su interpretación y aplicación.

æææææ